Monseñor Marino: “San Martín de Porres nos enseña que la contemplación cristiana es conocer a Dios mediante el amor”

A pesar del mal tiempo reinante en la ciudad, decenas de fieles se dieron cita el pasado lunes en el Convento San Martín de Porres, ubicado sobre la ruta 2 en el barrio Las Margaritas, para honrar al santo. La misa fue presidida por el obispo de Mar del Plata, monseñor Antonio Marino, concelebrada por los sacerdotes dominicos y algunos diocesanos. Al finalizar la eucaristía el obispo saludo a los fieles y compartió la cena con la comunidad, los novicios y sacerdotes invitados.

“Como obispo de Mar del Plata, siento un gran gusto al responder positivamente a la invitación de presidir esta Misa. Este convento dominicano manifiesta continuamente su voluntad de comunión con la Iglesia diocesana y lo demuestra de muchas maneras. Sé que siempre puedo contar con su activa colaboración a la hora de proponerles una tarea pastoral, la suplencia puntual de un sacerdote, la ayuda en el sacramento de la Confesión, la presencia en las manifestaciones de fe, lo mismo que en eventos de trascendencia diocesana, o bien el compromiso de asumir una cátedra”, inició diciendo monseñor Marino en su homilía.

Luego el prelado, confió a los fieles, su devoción a San Martín de Porres, y destacó “la forma específica en que se tradujo su ardiente caridad”. Y citó el lema de la orden religiosa “contemplar la verdad y ofrecerla a los demás”,”conocer la sagrada doctrina, como base para instruir a los demás y dar respuesta a los numerosos interrogantes que se plantean en el encuentro entre el Evangelio y la vida de los hombres, es tarea irrenunciable en la vida de la Iglesia”, explicó el obispo de Mar del Plata.

Por último monseñor Marino, consideró, “San Martín fue un gran contemplativo, aunque su fuente de sabiduría no eran los libros ni el esfuerzo de la ciencia. Él nos enseña con su vida que la contemplación no es un simple mirar y entender, ni sólo razonar con fría objetividad sobre lo que es verdadero. La contemplación cristiana consiste en conocer a Dios mediante el amor”. “Hoy la Iglesia, bajo la guía del Papa Francisco, quiere volverse decididamente misionera, ser Iglesia en salida, que va al encuentro de las periferias geográficas y existenciales de la sociedad; testigo de la misericordia de Dios, al encuentro de las llagas de los hombres, sin excluir a nadie, pero privilegiando a los pobres. De todo este programa puede ser modelo inspirador San Martín de Porres, a quien encomendamos hoy esta comunidad y esta feligresía, junto con los trabajos misioneros de nuestra diócesis” concluyó el pastor.

> Descargar la Homilía completa en la celebración de San Martín de Porres 2014.docx