El obispo presidió la misa por el aniversario 124° del Instituto Nacional de Epidemiología de Mar del Plata

Ayer por la mañana, en el marco de las celebraciones por el 124° aniversario del Instituto Nacional de Epidemiología (INE) de Mar del Plata, ubicado en Ayacucho al 3500, monseñor Gabriel Mestre presidió la eucaristía en la capilla del mencionado instituto. Concelebraron, el capellán del lugar, el presbítero Raúl Cao; y también el presbítero Sergio Flores. Participaron de la misa, trabajadores del lugar, catequistas, miembros de la cooperadora y fieles que asisten asiduamente.

"En esta celebración de los santos Cosme y Damián, médicos y mártires y por la intercesión de la Beata Crescencia Pérez que tanto tiene que ver con este lugar, le damos gracias a Dios por este enorme servicio que el INE ha prestado y sigue haciendo al servicio de la salud pública. Sabemos que la salud del cuerpo, redunda en la salud del alma", maniestó el obispo en su homilía.

"Qué lindo que podamos rezar por todas las personas que trabajan y también las que pasan por este lugar. Desde la fe es la actitud más grande, es justamente, abrazar, orar e interceder por ellos. Dios toma nuestra oración e intercesión y redunda en beneficio de tantos hermanos que a partir de este lugar necesitan del servicio y la presencia de Dios, damos gracias y asumimos este compromiso. Y a mí como obispo no me queda más que felicitarlos y estimularlos para que puedan continuar adelante".

Luego de la bendición final, monseñor Gabriel pidió a los trabajadores presentes que se acercaran y extendieran sus manos. Luego de rociarlas con agua bendita, los bendijo a cada uno con sus propias manos. El padre Cao al finalizar al eucaristía, agradeció la presencia del obispo en la celebración y a todos los que trabajan incansablemente para sostener la capilla, también recordó la actividad de las hermanas del Huerto en sus inicios, en especial la de la beata Crescencia Pérez, quien "tantas veces caminó por esta capilla e hizo mucho aquí".

La actividad celebrativa continuó con dos charlas que se dictaron en el lugar, una de ellas a nivel histórico, contando la historia de los niños con tuberculosis que se atendían en el inicio y luego se realizó una visita guiada. Cabe destacar que la capilla del INE, tiene misa todos los sábados a las 17 horas y en verano a las 18. También se brinda la catequesis para la comunión y la confirmación los miércoles a las 17.