La parroquia Nuestra Señora de Pompeya de Necochea celebró sus patronales

Haciendo propio el lema diocesano, “queremos ser comunidades orantes, fraternas y misioneras”, se celebraron los 50 años de la parroquia Nuestra Señora del Rosario de Nueva Pompeya. La misa central del domingo 8 fue presidida por monseñor Gabriel Mestre y concelebrada por los sacerdotes José Luis Puñal y Maximiliano Frías, quien fue hace pocos dáis nombrado párroco de dicho templo.

“Como comunidad discípula misionera, nos preparamos durante nueve días para celebrar a nuestra Madre y Patrona. Algunos grupos tuvieron a su cargo los distintos días y llevaron a cabo diversas actividades teniendo el centro en Jesús eucaristía y la Madre de Dios”, explicó Andrea Benot, del colegio capuchinos de Necochea.

“Toda la comunidad recibió con mucha alegría y amor a nuestro obispo, monseñor Gabriel Mestre quien acompañó en la procesión por el barrio junto a nuestra Madre María y luego presidió la Santa Misa”, señaló Analía. Luego de escuchar el evangelio de la visitación de María, en la homilía el obispo invitó a imitar a la Virgen que “partió y fue sin demora”, y usó algunas frases como “no dejar para mañana lo que podemos hacer hoy”, y “hacer ahora lo que tenemos que hacer”. También durante la homilía expresó su agradecimiento a la comunidad, y de vivir con intensidad este “tiempo de gracia” por este aniversario tan importante.

Al finalizar la misa se compartió un ágape en el colegio capuchinos. “Los cuatro momentos novena, procesión, misa y ágape, fueron llevados a cabo por una comunidad que se pone siempre en camino para manifestar la vitalidad de una Iglesia en salida”, manifestó Andrea.

¡Gracias a Josefina por las fotos!

Anuncios