Encuentro del obispo con seminaristas en el Seminario de La Plata

Este lunes y martes, monseñor Gabriel Mestre, visitó “oficialmente” el seminario San José de La Plata. Al mediodía almorzó con todos los seminaristas que allí estudian y se forman; y luego durante la tarde pudo hablar personalmente con cada uno de los jóvenes marplatenses, cuestiones de carácter pastoral, organizativas y nuevos enfoques nuevos con respecto a las distintas etapas que están transitando en su camino de formación.

“Durante el almuerzo, monseñor Gabriel saludó a cada una de las mesas de nuestros compañeros, y eso les impactó gratamente. Para nosotros fue muy importante porque era la primera visita oficial del obispo. A las 20, rezamos la misa con las vísperas sólo los seminaristas marplatenses y justo nos tocó la parábola del Buen Samaritano. Nos predicó sobre la importancia de ver y conmoverse, como el Buen Samaritano lo hizo por el caído. Qué lindo que podamos como futuros sacerdotes ir profundizando en esa actitud, que seamos siempre capaces de conmovernos y que la entrega sea desde ahí, viendo a los hermanos caídos con heridas, y como ayuda a curarlos”, detalló el seminarista Gonzalo.

Luego de la misa, monseñor Gabriel compartió la cena donde pudo compartir con los jóvenes sus primeros pasos y actividades como obispo. “La vivimos fraternalmente, cordialmente, fue muy lindo encontrarnos con él, y ver al obispo tan cercano, como padre hermano y amigo de nosotros. Estamos muy felices con su visita. Nos pidió también que sigamos cultivando la amistad sacerdotal entre nosotros, y a seguir trabajando y orando juntos como lo hacemos a través del rosario y la lectio divina de los jueves y del trabajo con el documento Evangelii Gaudium que empezamos a reflexionar todos los viernes. Su visita nos renovó en la fe, verlo a él tan entregado, te dan ganas de dejar todo y seguir al Señor, a través del obispo y la diócesis. A nosotros se no hace difícil estar tan lejos de nuestro pueblo concreto, de nuestra Iglesia por eso su presencia nos fortalece”, concluyó Gonzalo.

Durante la mañana del martes, Mestre celebró la eucaristía con todo el seminario y allí aprovechó para hablar sobre la importancia de entregarse a Jesús. Luego de esta visita, los seminaristas se preparan con entusiasmo y alegría para participar de la peregrinación diocesana a Luján que será el domingo 12 de noviembre, y ellos como es tradicional, animarán el rosario que se realiza a las 14 en el santuario.

Anuncios