El obispo se encontró con los turistas y bendijo a los jóvenes que viajan a Panamá

El pasado lunes 7 de enero el obispo de Mar del Plata monseñor Gabriel Mestre, presidió la misa en la que se encontró por primera vez con los turistas que visitan la ciudad y al finalizar realizó la bendición de cada uno de ellos. Los encuentros se repetirán los lunes 14 y 28 de enero, 4 y 18 de febrero a partir de las 20 en la Catedral.

También fue ocasión para bendecir a un grupo de jóvenes de la diócesis que acompañados por el presbítero Gustavo Garzón viajarán a Panamá para el encuentro Mundial de la Juventud que se realizará en dicho país.

Durante la celebración eucarística monseñor Mestre destacó el “Dejarse iluminar por Cristo y la conversión permanente que todo cristiano debe tener” en referencia a las lecturas del día.

“Si Cristo que es la luz, habita en tu corazón, entonces la conversión va a ser posible” dijo nuestro obispo.

“La conversión es un tema de todos los días, un tema espiritual que nos va a acompañar hasta el último día de nuestra vida” recalcó en sus palabras.

Al finalizar la misa, el obispo impartió la bendición a los jóvenes que participaran de la dicha jornada acompañados por el padre Gustavo, y a continuación saludó y bendijo personalmente a cada uno de los turistas que se acercaron, con palabras de afecto y cercanía.

¡Gracias a Gustavo Cutropia por la crónica y fotos!

Anuncios