Homilía de monseñor Mestre en el Te Deum del 25 de mayo

Construyendo puentes y derribando muros

Homilía de Mons. Gabriel Mestre en la Catedral de Mar del Plata

Te Deum – 25 de mayo de 2019

Texto Bíblico: Josué 6,1-2.3b.4a.5b.8.11.14-15.17a.20a

Estamos una vez más reunidos en esta Iglesia Catedral para dar gracias a Dios por el don de la Patria. Por la vida de esta querida tierra argentina que es nuestra Patria, nuestra familia, nuestra casa. Celebramos el aniversario 209º de la Revolución de Mayo y del Primer Gobierno Patrio. Lo hacemos con espíritu agradecido haciendo memoria de tantas cosas buenas de nuestro pasado como Patria y con un compromiso fuerte de cara al futuro.

¿Cuál es nuestro compromiso mirando el futuro de nuestra Patria?

Muchas podrían ser las respuestas. Hoy deseo concentrarme en el texto de Josué 6 que acabamos de escuchar: derribando los muros de Jericó.

La palabra muros en la Sagrada Escritura tiene varios sentidos. Partiendo del sentido literal del término se pasa a un significado metafórico que en algunos textos es positivo y en otros casos es negativo dependiendo del contexto.En el texto bíblico que acabamos de escuchar los muros representan la cerrazón de la ciudad a la visita de Dios y su proyecto significado en la presencia del Arca de la Alianza. Los muros aquí simbolizan la cerrazón a Dios y al hermano, al proyecto de pueblo y de comunidad, al proyecto de paz y justicia para todos. Por eso Dios los invita a derribar esos muros y les da la fuerza espiritual para realmente hacerlo.Los padres de la Patria fueron capaces de cimentar nuestra vida ciudadana de forma sólida porque derribaron los muros de los intereses mezquinos y construyeron los puentes del bien común de la Nación.

Hace unas pocas semanas nos decía el Papa Francisco: “Necesitamos puentes y sentimos dolor cuando vemos a personas que prefieren construir muros. ¿Por qué sentimos dolor? Porque los que construyen los muros terminarán encarcelados en los muros que han construido” (31/03/09). Mirando el futuro de nuestra Patria necesitamos construir puentes y derribar muros. El Papa nos invita a todos y cada uno a construir puentes y derribar muros.

Ante los problemas que nos aquejan como Patria, como región y como ciudad no cerrarnos, no escondernos y no escaparnos. Pensar y dialogar soluciones todos juntos construyendo puentes y derribando muros.Todos como sociedad debemos involucrarnos en la pobreza y la desocupación de tantos, en la falta de posibilidades y la exclusión del sistema de los más empobrecidos, en la educación integral para todos y en el cuidado de la vida más vulnerada y desprotegida, en la protección particular de niños, jóvenes, ancianos y enfermos. Los que tenemos responsabilidades de liderazgo asumimos una cuota mayor de carga para buscar soluciones juntos construyendo puentes y derribando muros. Los que tienen o aspiran a tener representación política al servicio de la Patria en los distintos niveles de gobierno, deben poner en primer lugar las soluciones sostenidas a estas problemáticas a resolver, dejando en segundo lugar las cuestiones propias de la carrera y el discurso electoral. Así rendiremos verdadero honor a los padres de la Patria. Queridos políticos y dirigentes sociales nuestra ciudad necesita que nos ayuden a superar las grietas construyendo puentes y derribando muros en la solución permanente de los problemas más serios.

Pidamos a Dios con humildad, por la intercesión de la Virgen de Luján, Madre del Pueblo Argentino, ser todos servidores de la Patria construyendo puentes y derribando muros.

+Mons. Gabriel Mestre

Obispo de Mar del Plata

Argentina

Homilía Te Deum 25 de mayo de 2019 Construyendo puentes y derribando muros.pdf