HOMILÍA SANTA CECILIA 2019: “EL SEÑOR HABLA AL CORAZÓN”

 

Homilía del Obispo Gabriel Mestre

“El Señor habla al corazón” (cf. Os 2,16)

Celebramos a Santa Cecilia: patrona de nuestra ciudad, de la Iglesia Catedral y de nuestra Diócesis. También, la santa mártir intercede y acompaña de manera particular el servicio de los músicos y de los que se dedican de una u otra forma a este arte, sobre todo en la animación festiva de la liturgia cristiana.

Este año deseo concentrarme en la primera lectura. El lenguaje nupcial del profeta Oseas nos ofrece un hermoso marco bíblico teológico donde la frase del Señor “le hablaré a su corazón” adquiere un sentido especial. Somos invitados personal y comunitariamente a escuchar a Dios que “nos habla al corazón”. El Señor le habla al corazón de Cecilia; el Señor nos habla al corazón a nosotros.

Siendo conscientes de que el Señor realmente le habla a nuestro corazón me animo a proponer tres ejercicios a la luz de las tres palabras de la misma frase profética: SEÑOR, HABLA, CORAZÓN.

1- La primacía del SEÑOR en nuestra vida

Celebrar a Cecilia y su martirio, celebrar los pocos datos que tenemos de su vida nos concentran claramente en la primacía del SEÑOR en su existencia. La santidad y el martirio solo tienen sentido y se entienden desde la primacía del SEÑOR en la vida del creyente. La primacía del SEÑOR en la vida de Cecilia y en la de Mons. Angelelli y los Mártires Riojanos, beatificados este mismo año, es un signo distintivo esencial de todo discípulo misionero del SEÑOR. Por eso los invito a todos una vez más a que renovemos la primacía del SEÑOR en nuestra vida. Es el SEÑOR el que habla a nuestro corazón y nos traza el verdadero camino de santidad y martirio para nuestra vivencia de la fe. Cecilia le dio primacía al SEÑOR en su vida; con ella, como ella y con su intercesión renovemos hoy la primacía del SEÑOR en nuestra vida.

“El Señor habla al corazón”
¿Qué podemos hacer para renovar hoy
la primacía del SEÑOR en nuestra vida?

2- El Dios que HABLA y se manifiesta

El profeta Oseas nos recuerda que el Señor HABLA. No es mudo como son los ídolos. Dios es Palabra, Dios se manifiesta, Dios HABLA y espera de nosotros la única actitud posible que es la escucha. En nuestro camino sinodal diocesano somos invitados a escuchar al Dios que HABLA. HABLA en la Escritura y en la belleza de la liturgia y la profundidad espiritualidad. HABLA en la realidad cotidiana desde los acontecimientos históricos más relevantes hasta los aparentemente más insignificantes. Con Cecilia, cómo Cecilia sigamos creciendo en nuestra actitud de escucha al Dios que HABLA y se manifiesta de muchas formas en la realidad de todos los días. Que tanto en la oración como en el latir de los sufrimientos de nuestro pueblo podamos escuchar al Dios que HABLA y se manifiesta.

“El Señor habla al corazón”
¿Qué deberemos escuchar de manera particular hoy ante el Dios que HABLA y se manifiesta en la vida y en la historia?

3- En lo más profundo del CORAZÓN

El Señor habla al CORAZÓN. Es decir a lo más íntimo de cada persona, familia y comunidad. El CORAZÓN es ese lugar sagrado e interior que debemos recuperar para superar toda tentación de superficialidad y mediocridad ambiental. Cecilia dejó que el Señor hablara y entrara en su CORAZÓN, dejó que la música de Dios latiera en este órgano símbolo de los afectos más profundos. Al celebrar a Cecilia en este día queremos también presentar nuestro CORAZÓN a Dios. Queremos que el Señor impregne con su gracia y poderes nuestra interioridad, nuestra conciencia, lo más íntimo de nuestra vida personal, familiar, comunitaria y social. Que el Altísimo renueve y purifique nuestro CORAZÓN para dar gloria a su Nombre y seguir caminando juntos en la audacia del Espíritu.

“El Señor habla al corazón”
¿Qué rincón de nuestro CORAZÓN deberá ser tocado de forma más fecunda por el poder del Altísimo?

Queridos hermanos, en esta fiesta diocesana, imploramos a Dios y nos preparamos para la consagración de nuestro obispo auxiliar Darío Quintana y la ordenación diaconal de Juan Pablo Arrachea. En este marco también deseo hacer público que tres jóvenes de nuestra Diócesis, luego de varios meses de discernimiento, han tomado la decisión de ingresar al Seminario el año que viene. Ellos son: Juan Rodrigo de la parroquia Santa María del Carmen de Necochea; Mariano Díaz de la parroquia Padre Pio de Mar del Plata y Stefano Sogolo de la Iglesia Catedral. Oremos por ellos y por todas las vocaciones en la Iglesia.

Con mi afecto y bendición de padre, hermano y amigo.
+Mons. Gabriel Mestre
Obispo de Mar del Plata
Argentina

Mons Mestre Homilía Santa Cecilia 2019